¿Qué es el Mal del Puerco?

140615-mal_del_puerco
Esta acción se presenta principalmente por la excesiva ingesta de alimentos con alto contenido de grasa.

Es una condición que se presenta en muchas personas y principalmente a la hora de la comida, condicionado por la cantidad y calidad de ciertos alimentos.

Sensación de pesadez, sueño, y ganas de no regresar a ninguna actividad luego de comer, son características de la llamada marea alcalina, y la causa de que ocurra es el proceso de digestión.

A pesar de que su nombre médico es somnolencia post prandial, la mayoría de las personas conocen a este fenómeno con otro nombre menos especializado: “el mal del puerco“. No te preocupes esta situación es más común de lo que crees y tiene solución. Las presas fáciles de este mal son principalmente los oficinistas. Todo esta en la alimentación.

Se trata de una baja energética producto de la actividad del sistema nervioso parasimpático, ocasionada por un exceso en la producción de bicarbonato en la sangre, puede durar de cinco minutos hasta dos horas, y afecta la actividad laboral.

Pero, ¿Cómo se llega a este estado de somnolencia? en cuanto ingerimos alimentos, el estómago produce ácido clorhídrico que, a su vez, necesita la producción de bicarbonato para compensar esa producción.

Pero para que se produzca el bicarbonato tiene que haber un intercambio de electrolitos de la sangre a las células del estómago y este exceso, que pasa a la sangre, es lo que se conoce como marea alcalina.

Esta acción se presenta principalmente por la excesiva ingesta de alimentos con alto contenido de grasa, lo que hace que se eleve la mayor parte de la sangre y se vaya al proceso de digestión.

“Se le resta sangre a los demás órganos, como el cerebro, y eso hace que aumente la sensación de sueño”.

Esta reacción fisiológica responde a un exceso en la ingesta alimenticia, por lo que el llamado “Mal del Puerco” se presenta principalmente a la hora de la comida, condicionado por la cantidad y calidad de ciertos alimentos.

En ese sentido, una mala alimentación puede repercutir no solo en cuestiones laborales, sino que también en una serie de consecuencias como desarrollar enfermedades crónicas.

Por lo que es importante tomar en cuenta, sobre todo en pacientes jóvenes de 30 o 40 años con problemas de arritmia, que no necesariamente tienen un problema cardiaco, sino que pueden presentar problemas de volumen de alimentación.

La marea alcalina afecta a todas las personas sin tomar en cuenta raza ni condición social, aunque causa mayores problemas a pacientes diabéticos, pues ellos ya se encuentran descompensados. Incluso, si presentan cierto grado de obesidad, pueden desarrollar resistencia a la insulina.

¿Cómo evitar el “mal del puerco”?

  • Tomar un Té
  • Consumir más verduras.
  • Comer poco y varias veces durante el día.
  • Reducir la ingesta de comidas calóricas ricas en carbohidratos y grasas.
  • Hacer el desayuno (no saltarse, ya que empeorará nuestro apetito).
  • Comer despacio.

Si hemos comido pesado y queremos evitar el sueño, una buena opción es preparar un té de cilantro, té de manzanilla, de anís, de hinojo, de menta, de boldo o té rojo, ayudará a mejorar la digestión y evitar malestares gastrointestinales.

El consumo de verduras ayuda a evitar la marea alcalina, por lo que es recomendable hacer de tres a cinco comidas al día y evitar hacer comidas de uno o dos tiempos, es necesario incluir lo que llamamos “el Plato del Bien Comer, donde las leyes de la alimentación se basan en incluir en la dieta: frutas y verduras, cereales, leguminosas y alimentos de origen animal”.

Los alimentos que facilitan la presencia de marea alcalina son aquellos que tienen un alto grado de carbohidratos y grasas, los cuales son consumidos regularmente en la comida. Por lo que se recomienda realizar ejercicios específicos y disminuir la ingesta de alimento, sobre todo carbohidrato en las comidas, para después realizar un poco de actividad física de al menos 10 minutos.

“Utiliza tu descanso para ejercitar un poco tu cuerpo unos 10 o 15 minutos con una caminata y estiramientos constantes, tomar agua natural en abundancia, y permitir que tu cuerpo produzca de manera natural la vitamina D, que facilita una reducción significativa de la producción de melatonina en el cuerpo, que es la hormona que produce el sueño”.

En todo caso que no quieras realizar la caminata, puedes tomar una tacita de café.

O bien, no hay mejor manera de poner tu reloj biológico en cero que con una buena asoleada, ya que los rayos del sol coadyuvan a la generación de esta vitamina.

 

140615-mal_del_puerco2
Espero que estos consejos te sean de utilidad para que alejes al “mal del puerco” de tu vida.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *